Scheepvaartmuseum, aguas oceánicas mayores en Amsterdam

El Scheepvaartmuseum es el museo marítimo de Ámsterdam. La exposición permanente está situada en un depósito, un almacén que va para los 400 años de antigüedad y que, en su día, fue el arsenal del Almirantazgo de Ámsterdam. De él se dice que es uno de los museos marítimos más completos del mundo.

En el Scheepvaartmuseum se pueden ver objetos increíbles y descubrir mucha información sobre la historia naval holandesa. El interior es inmenso, tiene veinte salas y en sus vitrinas se pueden ver mapas, pinturas, instrumentos de navegación, réplicas de barcos y mucho armamento.

Una parte del museo está dedicada a la Compañía de las Indias Orientales Holandesas, en la que se destaca el importante papel que desempeñó la entidad en el comercio internacional del siglo XVII.

Los visitantes pueden subir a bordo de una réplica del barco mercante Ámsterdam, que se hundió frente a las costas de Hastings, en Inglaterra, en 1749, en su primer viaje a las Islas de las Especias, que ahora es Indonesia. Durante los cálidos meses de verano, un grupo de actores recrean la vida a bordo del barco.

Colección del museo

Los vestigios más valiosos e interesantes de la colección permanente son los mapas, los atlas y croquis antiguos que se remontan al siglo XV, muchos de ellos escritos por maestros cartógrafos holandeses.

De particular interés para los estadounidenses pueden resultar los objetos que están relacionados con la compra de la colonia holandesa en el Nuevo Mundo, territorio conocido en ese momento como Nueva Ámsterdam. Incluso hay un recibo del pago por la tierra que ahora es Albany, en Nueva York.

El museo también cuenta con una gran cantidad de pinturas marítimas, la más grande representa la Batalla de Gibraltar de 1607, donde los holandeses derrotaron a los españoles. También hay muchos modelos de barcos a escala e incluso barcos reales en las instalaciones del museo.

El más impresionante de todos los barcos de tamaño natural es una de las principales atracciones del museo. Se trata de la la barcaza real ‘Dorada’, una embarcación pintada del color de oro que fue construida en 1818 para el rey Willem I. La barcaza de 17 metros de largo y se usó por última vez en 1962 para el 25 aniversario de bodas de la reina Juliana.

Después de un largo proceso de reformas que duró cuatro años, el museo reabrió al público el 1 de octubre de 2011. Lo más destacado de la modernización del museo es el espectacular patio con bóveda de vidrio, conocido como ‘Het Open Pleyn’. Tienes que verlo.

Si quieres disfrutar del Scheepvaartmuseum, busca entre estos hoteles en Ámsterdam, asegúrate una estancia de cuento. Te lo mereces.

Scheepvaartmuseum.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *