La Iglesia Valona, el templo de Van Gogh en Ámsterdam

 

La Iglesia Valona de Ámsterdam es un templo religioso protestante que pasa desapercibido. Está en el fondo de un callejón, y si no sabes que está allí, seguro que pasas de largo y no la ves. Pero la Iglesia Valona lleva en el mismo lugar, desde el siglo XV, tanto como para echar raíces en la historia de Ámsterdam. Te invito a conocerla (y a localizarla).

La Iglesia Valona está situada a lo largo del Oudezijds Achterburgwal y, aunque se levantó por primera vez como te decía en el siglo XV, el aspecto que tiene hoy es el de la construcción terminada en 1586.

La iglesia fue conocida indistintamente como la Iglesia Francesa, la Iglesia de los Valones o la Iglesia de los Viejos Valones. Se sabe que el pintor holandés Van Gogh solía acudir a los oficios de esta iglesia en particular en la década de 1870 porque su tío, Johannes Paulus Stricker, oficiaba en el templo.

Sí, como te decía, la iglesia es difícil de localizar, pero aún más darse cuenta de que una entrada situada al otro lado de la manzana pertenece también al templo. A mí me recuerda a la puerta de incendios de un cine. Aunque es el acceso para misas de funeral.

Hay quien visita esta iglesia sólo por ver el órgano, el del maestro Christian Muller, que pasa por ser uno de los órganos antiguos mejor conservados del mundo. La iglesia es muy conocida también por su notable acústica. De hecho, se utiliza para grabaciones de música en directo.

El pintor Bartholomeus van der Helst (1613-1670) y el científico Jan Swammerdam (1637-1680) están enterrados en la iglesia. Elizabeth Timothy (1702-1757), la primera editora y editora de un periódico estadounidense, probablemente fue bautizada en ella.

Disparos en la iglesia

El 12 de octubre de 1755, un ayudante de panadero francés entró en la iglesia durante los servicios y hizo varios disparos de arma de fuego sobre el vicario oficiante. El ayudante de panadero se había enamorado de la hija de un rico comerciante, muy por encima de su nivel social. El padre de la chica había pedido al vicario pusiera fin a la historia de amor, que había finalmente puesto fuera de sí al ayudante de panadero.

El vicario sólo fue alcanzado por una de las balas disparadas, pero se asustó tanto que cayó hacia atrás. Como quiera que la puerta del púlpito en la que se encontraba no se había cerrado bien, el vicario acabó cayendo por las escaleras y dándose un fuerte golpe en la cabeza. El vicario se recuperó finalmente de las heridas y el ayudante de panadero pasó varios años encerrado en la prisión de Rasphuis.

La Iglesia Valona se puede visitar mientras haya servicios religiosos y siempre que se guarde un oportuno respeto. Las misas de los domingos a las 11.00 horas se ofrecen en lengua francesa

Vuela a la capital de los Países Bajos y disfruta de los mejores hoteles en Ámsterdam. Clica en el enlace para ver más detalles.

Iglesia Valona de Ámsterdam.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *